Extraterrestre.jpg

En la cultura popular y en la ufología, se denomina extraterrestre a todo ser vivo originario de algún sitio del Cosmos ajeno a la tierra o a su atmósfera. Aunque la palabra extraterrestre se emplea para todo aquello que es ajeno a la Tierra, la mayor parte de las personas sólo la tiene en cuenta al referirse a los seres provenientes del espacio exterior Por lo general, la vida extraterrestre inteligente se asocia al fenómeno ovni.

Uno de los misterios más importantes de la ufología de las últimas décadas podría ser resuelto definitivamente debido a que un investigador del Área 51 afirma haber descubierto una fotografía de un extraterrestre en una película que Kodak ha datado como un documento auténtico de 1.947, año del incidente de Roswell.

Una mujer de Texas, abogada y piloto perteneciente a alguna agencia de la inteligencia norteamericana durante la Segunda Guerra Mundial, habría entregado al experto Tom Carey unas imágenes de extraterrestres tipo insecto supuestamente fotografiados durante la famosa autopsia realizada en las instalaciones del Área 51. Carey ha investigado el accidente de Roswell desde 1.991 y ha escrito diversos libros sobre el tema. El investigador afirma tener en sus manos la prueba definitiva de que el incidente fue real y pretende hacer públicos sus descubrimientos.

Afirma que el contenido de las imágenes es explosivo pues muestra imágenes claras de los aliens a los que se hizo la autopsia, algo que siempre ha negado el gobierno de los Estados Unidos. Además aporta datos como que no solamente se analizó a extraterrestres sino que su tecnología fue estudiada de forma exhaustiva para fabricar un avión de tecnología muy avanzada.

Sobre las fotografías que tiene en su poder, asegura que Kodak ha certificado, al analizar las emulsiones, que éstas no han pasado por ningún procesador de imágenes tipo Photoshop y que muestran claramente un extraterrestre parcialmente diseccionado y tumbado dentro de una caja. Añade detalles como que las fotografías recientemente descubiertas ofrecen un claro contraste en comparación con otras fotografías que se han mostrado del Área 51 previamente.

Ken Johnston en los días más felices en JPL

Las criaturas que aparecen en las imágenes son más pequeñas que los humanos, teniendo una altura aproximada de 1,20 metros. La cabeza se asemeja a la de un insecto. Se ve que ha sido abierta en lo que parece una autopsia parcial; se le han extirpado las entrañas y parece que el cadáver ha sido embalsamado.

Un ex trabajador de la NASA en el área de datos y administración de fotos del departamento de Control, Ken Johnston, quien trabajaba para la Lunar Receiving Laboratory de la agencia espacial durante las misiones Apolo ha sido despedido por decir la verdad.

Johnston afirma que la NASA sabe que los astronautas descubrieron antiguas ciudades extraterrestres y los restos de maquinaria increíblemente avanzada en la Luna.

Dice que la Agencia ordenó un encubrimiento y lo obligaron a participar en él.

En los últimos 40 años otros científicos, ingenieros y técnicos han acusado a NASA de encubrimientos y ocultación de datos.

El creciente número de acusadores acusan a la agencia de ocultar información sobre objetos espaciales anómalos y mentir sobre el descubrimiento de artefactos en la superficie de la Luna y Marte, negar la evidencia de vida informado por la sonda Viking a mediados de la década de 1970.

En un comunicado de prensa, Kay Ferrari, el Director de JPL del programa SSA, explicó por qué ella pidió a Johnston dimitir: había criticado públicamente a su empleado.

Johnston se negó a ofrecer su renuncia, fue sumariamente despedido sin causa.

Después de su abrupta salida, indicó que él había tenido bastante y estaba cansado de que el Gobierno de Estados Unidos estuviera sentado en la prueba durante más de cuatro décadas, pruebas que demuestran que existen antiguas ciudades extraterrestres en la Luna.

“No tengo nada que perder”, dijo. “Yo discutí con la NASA y conseguí que me dispararan”.

Han surgido pruebas de grandes estructuras, tal vez incluso una base en el extremo de la Luna, que parece apoyar los alegatos de Johnston.

Ken Johnston no es el único que está molesto con la NASA.

>El científico que supervisó el importante experimento de detección de vida a bordo de la sonda de prueba Viking en 1976 sobre Marte continúa criticando a la Agencia Espacial de Estados Unidos.

Gilbert Levin insiste que su experimento biológico prueba que existe vida en el suelo marciano.

“Obtuvimos datos positivos que correspondían con todos los criterios de las misiones previas, que probó la existencia de vida microbiana en el suelo de Marte,” Levin dijo a National Geographic. “He encontrado vida en Marte en 1976, dijo el científico”

El destacado científico esta tan enfadado con NASA que incluso ha creado su propiositio Web diseñado para gritar al mundo que realmente existe la vida en el planeta rojo.

Nuevas pruebas que día a día van apareciendo parecen demostrar que efectivamente el Ejército y las Agencias de Inteligencia tienen en su poder entidades alienígenas.

El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.